Las estufas de pellets están revolucionando el mercado por el ahorro que suponen y la comodidad de su instalación. Muchas familias ya se han decidido a calentar su casa con uno de estos aparatos. Existen estufas de pellets de muchos tipos y diseños, pero sin duda una de las más rentables es la estufa de pellets canalizada, que permiten pasar parte del calor a otras habitaciones y estancias de la vivienda a través de conductos de aire.Estufa de Pellets GB Serie Aire Canalizable 12 Kw

 

Las estufas de pellets canalizadas son calefactores ventilados. A través de conductos específicos, estos aparatos llevan el calor que generan a otras habitaciones. Esto ayuda a aprovechar al máximo su rendimiento y además permite que su chasis no se caliente en exceso, lo que las convierte en unas estufas seguras y eficientes.

 

En Grupo Biosan queremos explicarte cómo funcionan estas estufas canalizadas para que les saques el máximo partido.

 

La estufa dispone de una entrada de aire a través de la cual cogen aire a temperatura ambiente. La máquina tiene un ventilador que lleva este aire a un intercambiador que pasa alrededor de la cámara donde se están quemando los pellets, por lo que el chorro de aire se calienta. El aire ya calentado sale por una rejilla específica y toda la habitación se beneficia de esta nueva temperatura. Así de fácil.

 

Para llevar este aire caliente a otras habitaciones, la estufa emplea la misma tubería que la que usa para la salida de gases. Así, podrás calentar al mismo tiempo una habitación contigua a la que tienes la estufa. Obviamente, este tipo de estufas tienen algunas limitaciones, ya que no te permitirán calentar grandes superficies, debido a su tamaño y a su funcionamiento, y más si tenemos en cuenta que las tuberías por donde sale el aire tienen un diámetro de 8 cm. Con esto no queremos decir que no vayan a calentar una estancia, sino que necesitará un tiempo determinado para hacerlo.

 

Sin duda una estufa de pellets canalizada es una buena manera de mantener una temperatura agradable en dos habitaciones contiguas de tamaño medio. Un consejo: si vas a instalar una estufa canalizada en tu hogar, procura que las estancias que vas a calentar se encuentren a la menor distancia posible y que la estufa de pellets esté instalada de una forma estratégica para que el aire no tenga que recorrer grandes distancias, así aprovecharás al máximo el calor y la estufa de pellets canalizada se mimetizará completamente con la habitación donde la tengas instalada.

 

A pesar de sus limitaciones, una estufa de pellets canalizada puede ser una buena solución para calentar estancias de tamaño medio que se encuentren a poca distancia entre ellas, sin necesidad de realizar dos instalaciones o invertir en dos estufas.