Las exportaciones de pellets de Estados Unidos a Europa encadenan ya siete trimestres de aumento, periodo en el que los volúmenes se han duplicado, pasando de 500 mil toneladas en el tercer trimestre de 2011 a 1,1 millones en el segundo de 2013.

Son los datos que aporta el centro de investigaciones sobre la madera  Wood Resources International (WRI) y el NAWFR, publicación sobre los mercados de la fibra de madera de Estados Unidos y Canadá.

El territorio que más ha aumentado sus exportaciones en los últimos dos años ha sido el sur de Estados Unidos, mientras que la provincia canadiense de Columbia Británica está sufriendo también un aumento moderado de sus exportaciones de pellet desde principios de 2011.

En los estados sureños de EEUU los volúmenes de exportación han aumentado un 16% en el segundo trimestre de este año, llegando a las 700 mil toneladas. Los datos incluyen los envíos desde las nuevas centrales de Texas y Alabama, según informa el NAWFR .

Reino Unido es el principal importador de pellet norteamericano, aunque esto se verá afectado por el cierre el pasado agosto de la mayor central eléctrica alimentada por biomasa, Tilbury, aunque las centrales eléctricas que utilizan pellets en el Reino Unido están en camino de aumentar sus volúmenes consumidos en los próximos años, pero es posible que la aceleración no sea la misma de los últimos dos años .

Hasta la fecha, la participación de Canadá en las exportaciones totales de América del Norte representaron el 38 % en el segundo trimestre de este año, una sustancial reducción del 62% de participación de hace apenas dos años.