La provincia de Barcelona ha experimentado un crecimiento constante de las instalaciones de biomasa desde 2002, según informa la Diputación de Barcelona. Los datos se dieron a conocer en la "Mesa Técnica de Debate sobre la Biomasa y futuro", organizada por este organismo.

Durante las conclusiones finales se ha señalado la importancia de la biomasa en la dinamización de la economía local y la calidad del empleo de la provincia. Tal como ha dicho la Diputación, la biomasa contribuye a garantizar la solvencia de las finanzas locales y a mejorar la economía del territorio donde se implantan estas tecnologías. También considera que las instalaciones ayudan a los municipios a reducir sus emisiones de gases de efecto invernadero y a encontrar formas de adaptarse al cambio climático.

Fuente: La Vanguardia