Un grupo de expertos se reunió en Roma para hablar de posibles mejoras en el uso de los recursos forestales. Antti Asikainen, jefe del proyecto Infres, financiado en parte por la Comisión Europea para hacer más innovadora la tecnología en ese terreno, llamó a los especialistas a seguir trabajando para que la biomasa llegue a competir con los combustibles fósiles en el mercado.

Asikainen consideró en una conferencia en la sede de la Organización de la ONU para la Alimentación y la Agricultura (FAO) que la utilización de la biomasa de madera para usos energéticos e industriales debe cumplir las condiciones de "eficiencia, sostenibilidad y calidad" si quiere ser una alternativa competitiva.

Entre otros proyectos  interesantes se presentaron unos prototipos para podar plantas, que están siendo probados en países como España e Italia, y que podrían recoger hasta 20 millones de toneladas de esos recursos en Europa.



Fuente: La Vanguardia