Los españoles hemos pasado de consumir 100.000 toneladas de pellet en el año 2010 a las 380.000 toneladas en 2013. Las previsiones dicen que en 2020 se superará el 1.100.000 toneladas. Con la aportación de estos y otros datos, la Asociación Española de Valorización Energética de la Biomasa –AVEBIOM- analiza cómo se está comportando el mercado del pellet y la evolución en la instalación de equipos y presenta sus expectativas para los próximos años en el mercado español.

El informe elaborado por la asociación destaca la importancia de la certificación de calidad de los combustibles. El 87% de los consumidores de pellet en España lo prefiere con el certificado ENPLUS.

Ya existen en españa 30 plantas de biomasa con una capacidad superior a las 10.000 toneladas anuales. En 2013, la producción alcanzó las 350.000 toneladas. Junto con un aumento de la demanda, esto ha provocado la estabilización del precio del pellet.

El consumo de pellet en España crece por el ahorro que supone la instalación de estufas y calderas en edificios públicos y privados. Según datos facilitados por el Observatorio Nacional de Calderas de Biomasa (ONCB), en 2013 se contabilizaban en España 80.000 instalaciones funcionando y una potencia acumulada de 5.000 MW térmicos. Las previsiones apuntan a que en 2020 llegarán a estar operativos 12.000 MW de potencia para uso térmico.

Las conclusiones de este informe son muy esperanzadoras: en España es más barato calentarse con pellet que con gas o petróleo.

Fuente: AVEBIOM